22 septiembre 2016

Las series cebolla


En Lo que yo te diga tienen la expresión "cine cebolla" para referirse a películas de las que tienes que ver con un paquete de Kleenex a mano. Son esos dramas que van directos al lagrimal, a buscar que los espectadores conecten de tal forma con lo que están viendo en pantalla, que una buena llorera sea la única manera de canalizar todas esas emociones. El fenómeno no es exclusivo del cine, claro, pero en televisión no es tan frecuente. Puede haber series que provoquen lágrimas en episodios determinados, o en momentos concretos (esas despedidas finales del último capítulo de "Battlestar Galactica"...), pero es menos común que su objetivo como serie sea hacer llorar, directamente.

Esta semana, NBC ha estrenado una de esas series cebolla, "This is us", un drama que, en teoría, refleja la vida cotidiana de varias personas diferentes, y como afrontan los problemas que se les van presentando. Su trailer rompió récords en Facebook, con más de 50 millones de visitas en menos de dos semanas, y su estreno congregó a más de 10 millones de espectadores, aprovechando el tirón de 'The Voice'. Y los comentarios que han aparecido en redes sociales desde el martes coinciden en, básicamente, lo mismo: es una serie de las de llorar. Si va a conseguir aguantar mucho basándose sólo en eso, o si va a lograr escapar de la fina línea que separa la manipulación emocional de la emoción ganada a pulso, todavía necesita varios episodios más para comprobarlo.

Pero es curioso que "This is us" sea una rara avis en las networks estadounidenses. "Parenthood" era otro drama que lograba arrancar lágrimas consistentemente a sus espectadores, y "Cinco hermanos" tuvo también sus momentos, pero esta última tenía también un lado un poco más cómico que se intentaba equilibrar con los instantes más dramáticos, sobre todo al principio. Porque lo habitual es que estos dramas familiares o de relaciones personales se escoren cada vez más hacia el sentimentalismo lacrimógeno con el correr de las temporadas. Si las series de policías se vuelven muy tremendistas, tirando de asesinos en serie, por ejemplo, para mantener el interés, estas otras acumulan enfermedades, muertes y desgracias varias para que los espectadores estén siempre en tensión, para que no desconecten de lo que está pasando en pantalla.

Parece que "This is us" arranca yendo con decisión a estrujar un poco el corazón de los televidentes, a arrancarles unas cuantas lágrimas ya antes de que acabe el primer capítulo, y eso ha convencido de momento al público. ¿Se batirán récords de ventas de pañuelos de papel?
Publicar un comentario en la entrada