29 noviembre 2016

El lío de los derechos

 
Si ayer pasasteis algo de tiempo en Twitter, veríais a bastante gente comentando la entrada en funcionamiento de HBO España, el servicio de VOD de la cadena que, hasta ahora, sólo estaba funcionando en Estados Unidos y en Escandinavia. A lo lago del día se sucedieron los análisis de su catálogo, de sus puntos fuertes y débiles, de las series imprescindibles que ver y, por supuesto, de su posición frente a la competencia de Netflix, y también empezaron a aparecer las opiniones de quienes se registraban para ir probando su funcionamiento. Entre las quejas porque aún no hay app de Smart TV habilitada (y no os emocionéis, que sólo será para Samsung), quienes intentaban averiguar qué series van al día con Estados Unidos y los que se buscaban las excusas más peregrinas para no pagar y seguir bajándose series como hasta ahora, apareció un tema que siempre surge y que siempre lleva a confusión, como es el de los derechos de distribución internacional.

Realmente, no es raro que el asunto sea confuso, porque es un verdadero jaleo. El público general sólo se da cuenta de que, por ejemplo, "The Flash" sólo tiene las dos primeras temporadas en HBO España, mientras "Supergirl" y "Legends of tomorrow" siguen la emisión de The CW, o que en Yomvi no están todos los capítulos de la temporada de una serie que Movistar Series justo acaba de emitir. ¿Por qué no está disponible en su servicio de VOD la temporada completa? La respuesta siempre es la misma, es una cuestión de derechos. Netflix se está gastando un dineral no sólo en producir sus series (en realidad, en comprárselas al estudio que las produce), sino que tiene que pagar también los derechos de distribución en todos sus territorios. La gran queja cada vez que hay nuevas temporadas de "House of cards" u "Orange is the new black" es por qué Netflix España no las incluye en su momento; pues porque Sony y Lionsgate, respectivamente, tenían en su momento libertad para vender los derechos internacionales de esas series a quien quisieran. Para el revival de "Las chicas Gilmore", Netflix ha tenido que comprarle a Warner los derechos de distribución tanto en Estados Unidos como internacionalmente, si quería estrenar en todos sus territorios al mismo tiempo.

No hay un único epígrafe que lo englobe todo. Para que , por ejemplo, "This is us" se vea fuera de Estados Unidos tiene que haber una cadena en España que la compre, pero si quiere llegar al mayor número de espectadores posible, no puede quedarse sólo en los derechos de emisión lineal (la televisión convencional). Tiene que comprar también los de emisión en servicios de VOD, y si quiere que su audiencia pueda ver la temporada completa, tiene que adquirir también esos derechos específicos (stacking rights, se llaman). En el caso de HBO España y "The Flash", es muy probable que TNT tenga los derechos de la primera emisión en España (la tercera entrega se estrena el viernes) y que la plataforma de VOD se haya quedado con los de la temporada completa, una vez se ha visto en el canal de pago.

Hay un montón de especificaciones, cláusulas y modificaciones ajustadas a los diferentes hábitos de consumo que considerar cuando se compra una serie para su emisión internacional. El precio se encarece cuantos más derechos se compran, y cuanta más exclusividad se prefiere, y el resultado final puede ser un rompecabezas para los espectadores de fuera de Estados Unidos.
Publicar un comentario en la entrada