06 enero 2015

La serie que dice así

"The song that goes like this" es una de las canciones más conocidas de "Spamalot", el musical que adapta a las tablas la película "Monty Python y los caballeros de la mesa cuadrada". Es una canción que encapsula bastante bien el tono de la obra, entre la parodia y la irreverencia de la cinta original y los guiños metarreferentes sobre Broadway y las convenciones de las historias de caballeros en búsquedas míticas. Parte de ese espíritu parece animar "Galavant", la nueva comedia musical de la ABC que mezcla un mundo de cuento de hadas como el de "Once upon a time", por ejemplo, con chistes tontorrones como los de "The neighbors", la anterior serie de Dan Fogelman, y la mirada irreverente a las clásicas historias Disney de princesas que animaba parte de "Encantada". Es un equilibrio que no es sencillo de conseguir, así que tener sólo ocho episodios en la primera temporada puede ser realmente beneficioso (la ABC va a emitirlos en cuatro tandas dobles).

"Galavant" es también un poco "Shrek", pero de acción real, con toques como que John Stamos interprete a un caballero llamado Jean (pronunciado "Jon") Hamm o que Vinnie Jones haga del muy masculino hombre de confianza del rey Richard, un villano que está hecho a medida para Timothy Omundson, del que los espectadores de "Psych" conocen perfectamente sus dotes cómicas. Las peripecias del rey secuestrando a la amada de Galavant, y la misión de éste para rescatarla, tienen cierto barniz irónico del que proviene parte del humor, pero aunque la serie quiere ser, como decimos, irreverente y fresca, aún tiene cositas que pulir. Algunos chistes se van a lo fácil, pero la verdad es que tanto el rey como su reina tienen gran potencial cómico con ese juego de que él sea un panoli tipo el malo de "La princesa prometida" y ella, demasiado ambiciosa.

Una parte importante de la promoción de la serie se ha hecho a través de sus canciones, escritas por todo un veterano de Disney como Alan Menken. Menken ya colaboró con Fogelman en su anterior comedia (con canciones nominadas al Emmy y todo) y aquí consigue, junto a Glenn Slater, que las canciones le den bastante vida a "Galavant". Las letras tienen a veces el mismo problema de los chistes demasiado obvios, eso sí, pero hay algún hallazgo por ahí. Fogelman, Slater y Menken trabajaron juntos en "Enredados", pero aquí parece que la trama tiene menos peso, lo que siempre es un riesgo si no se quiere que la serie acabe siendo sólo una sucesión de viñetas y canciones. La programación de ABC no es demasiado halagüeña para "Galavant" (a capítulo doble durante cuatro semanas), así que veremos si la comedia ha tenido tiempo de ajustarse y evolucionar en tan poco tiempo.
Publicar un comentario