11 junio 2008

Hazañas deportivas

Eurocopas, Mundiales de fútbol y de baloncesto, Juegos Olímpicos, Mundiales de atletismo, Roland Garros y Wimbledon, el Tour de Francia... Hay multitud de grandes torneos deportivos internacionales que son eventos televisivos de primer orden, de los que hacen que incluso quienes no siguen la actualidad deportiva día a día, estén pendientes del televisor para ver no sólo si España pasa de cuartos de final (soñar es gratis), sino una final, o un partido entre dos rivales acérrimos (los partidos de fútbol Holanda-Alemania no son una pachanga, precisamente), o comprobar qué joven va a asaltar el trono de Fred Perry en la hierba de Londres, o el de Eddy Merckx en las carreteras europeas.

El deporte puede dar las mismas emociones fuertes que un final de temporada de "Perdidos", pero muy rara vez una serie de televisión ha conseguido transmitir la extraña mezcla de euforia y saturación emocional que dejó traslucir, por ejemplo, el locutor Víctor Hugo Morales en la narración del segundo gol de Maradona a Inglaterra en el Mundial de México'86. Muchas veces, el esquema que se repite es siempre el mismo: equipo perdedor contrata a un nuevo entrenador, que tiene que pelear por ganarse a los jugadores y recuperar su confianza, y termina ganando, contra todo pronóstico, algún título importante. Ya podemos verlo todo desde el punto de vista del entrenador o del de un jugador, que pocas veces habrá variaciones en ese guión.

Lo más habitual actualmente es que el deporte sea parte más o menos importante de series de adolescentes, y todavía más si están ambientadas en el instituto. El baloncesto era una excusa para el enfrentamiento de sus protagonistas al principio de "One Tree Hill", y no pueden faltar en ninguna el quarterback estrella y la capitana de las animadoras. Incluso aceptando esas premisas, "Friday Night Lights" se distinguió por utilizar el fútbol americano como metáfora de la vida y las esperanzas de todo un pueblo y como un fresco de su vida cotidiana, y por ello optó por ese estilo Dogma 95. Verónica Mars tiene que investigar en una ocasión una trama de apuestas y compras de jugadores en el equipo de basket de su instituto, pero teniendo en cuenta el deje noir de la serie, ésta podía ser la clásica trama de boxeadores corruptos que es tan común ver en las historias de investigadores privados.

De todos modos, reto a los fans de "Galáctica" a qué me expliquen las reglas del pyramid, ese deporte mezcla de baloncesto, rugby y yo que sé cuántas cosas más del que Sam Anders era una megaestrella a lo David Beckham antes de que los cylones hicieran que se "pasara de moda". En algunos sitios intentan contar las reglas, pero me parece que me creo más lo que dijo uno de los actores (no recuerdo cuál) de que se las iban inventando según rodaban escenas del juego. Para más confusión, la nueva versión mezcló los nombres de los dos juegos que se veían en la versión original, con el resultado de que ahora pyramid es el deporte de pelota y triad, el juego de cartas.
Publicar un comentario