15 marzo 2016

Las dudas de Carol


ALERTA SPOILERS: ¿Habéis visto "The same boat", el último episodio emitido de la sexta temporada de "The Walking Dead"? Si es así, podéis seguir leyendo.

Desde que el grupo de Rick salió de la cárcel, y hasta un poco antes, Carol se convirtió en uno de los personajes más interesantes de "The Walking Dead" por su asunción de que tenía que adaptarse al nuevo mundo en el que le había tocado vivir si quería aguantar algunos años más sobre la faz de la Tierra. El hallazgo de su hija Sofia como una zombie en el granero de Hershel fue el inicio de su camino hacia la persona que fue capaz de rescatar, casi ella sola, a sus compañeros de las zarpas de los caníbales de Terminus, y que llegó a Alexandria dispuesta a endurecer a sus habitantes para que estuvieran mejor preparados para sobrevivir.

Parece que queda muy lejos aquel sacrificio de la pequeña Lizzie, aquel "mira las flores" que tanto le costó a una Carol que había sacrificado a dos de los suyos en la cárcel para que no extendieran aquella gripe, o lo que fuera, para la que no tenían tratamiento. Era muy consciente de que era una decisión muy complicada, pero que era la correcta, y desde ese momento, Carol ha ido adoptando ese rol dentro del grupo; el de alguien que mantiene la cabeza lo suficientemente fría como para darse cuenta de cuál es el mejor curso de acción, aunque la situación se ponga realmente difícil. Pero una persona así también acaba por alcanzar su límite, que hemos ido viendo en los dos últimos capítulos emitidos hasta ahora.

Como dicen en The AV Club, la caracterización de los Salvadores en este "The same boat" y de cómo la convicción y frialdad de Carol empiezan a flaquear no están todo lo bien construidas que sería de desear. Carol ha sido hasta ahora una asesina eficaz y hasta en la relativa tranquilidad de Alexandria era fácil ver cómo ella seguía alerta, cómo estudiaba a los habitantes de la comunidad para ver quién podía dar problemas. Las semanas que han pasado desde la invasión de los zombies y su confrontación con Morgan parecen haber generado algunas grietas en su armadura, pero la justificación no acaba de funcionar del todo. ¿Carol también se ha permitido la posibilidad de pensar que hay un futuro, como han hecho Rick y Michonne o Glenn y Maggie y eso ha hecho que la asalten las dudas?

Que intente proteger a Maggie y a su futuro hijo es un paso lógico, y la idea de que haya llegado a un punto en el que se asusta de lo que es capaz de hacer ofrece una nueva perspectiva al tratamiento del grupo de Rick como los verdaderos villanos de la serie, los que disparan primero y preguntan después. Es inevitable pensar, sin embargo, que Rick se mete demasiado alegremente en el enfrentamiento con un grupo del que no sabe nada y al que está subestimando con claridad. Los Salvadores también subestiman a Carol y Maggie, y acaban como acaban, pero incluso sin saber hasta dónde llega la maldad de Negan, cada vez parece más evidente que Rick ha empezado algo demasiado confiado en sus posibilidades de salir victoriosos.
Publicar un comentario en la entrada