29 noviembre 2006

Faunos y misses

Las mariposas en el estómago que revolotean ante la mera pronunciación de la palabra "Oscar" ya están empezando a aparecer en Hollywood. La primera cuenta atrás es hasta el próximo 14 de diciembre, cuando se anunciarán las candidaturas a los Globos de Oro, y el primer hito importante de esta temporada de premios ha llegado hoy, cuando Don Cheadle y Felicity Huffman han hecho públicas las nominaciones a los Spirit Awards, los premios del cine independiente.
Estos galardones, que suelen entregarse unos días antes de los Oscars en la playa de Santa Mónica, representan un paso importante de cara a la meta final en el Teatro Kodak para algunas películas, que usan las nominaciones para potenciar su campaña de promoción. Este año hay un título que viene pisando fuerte desde el Festival de Sundance y que ha ido ganando adeptos según pasaba el tiempo, "Pequeña Miss Sunshine". Está nominada a la mejor película, director, guión y actor secundario, y esa mezcla irresistible de comedia y drama se va perfilando como uno de los rivales de peso para los Oscars, sobre todo teniendo en cuenta que otros que, a priori, parecían valores seguros se han caído del pedestal en cuanto se han estrenado, como "Todos los hombres del rey".
Junto a ella, la gran sorpresa, agradable, de las candidaturas a mejor película la da "El laberinto del fauno", que ha cosechado unas buenas críticas en el Reino Unido, donde se estrenó la semana pasada. Tendrá que vérselas con otro título que podría arañar alguna candidatura para el Oscar, "Half Nelson", una historia de superación personal sobre un profesor de instituto que alterna momentos de brillantez e inspiración en clase con una espiral de drogas y autodestrucción en su vida privada. Su protagonista, Ryan Gosling, es su principal valor para los críticos. Tampoco hay que perder de vista a la gran comediante Catherine O'Hara, nominada por "For your consideration", sátira de Christopher Guest precisamente sobre los Oscars, y Aaron Eckhart, candidato por "Gracias por fumar", que por España pasó sin pena ni gloria pero que en EE.UU. hizo bastante ruido, hasta el punto de que se va a convertir en una serie de televisión.
Publicar un comentario