10 diciembre 2006

La misión de un héroe


ALERTA SPOILERS: Esta vez, es "Heroes" la serie de cuya primera temporada quizás se cuente alguna que otra cosilla importante en esta entrada. Estáis avisados.

Otra serie más que se va de vacaciones todo el mes de diciembre y parte del de enero. Lo cierto es que el episodio final de otoño de "Heroes" no fue demasiado diferente de los diez anteriores, ya que todos han terminado con el consabido "to be continued" y un cliffhanger. Sin embargo, en éste se abren muchas incógnitas de cara a los capítulos finales hasta mayo. Los caminos de casi todos los personajes han confluido en Odessa, Texas, la ciudad de la animadora Claire, y los que no se han cruzado allí, están relacionados de alguna extraña manera. Por ejemplo, el tatuaje misterioso de Jessica-Nikki, que tiene exactamente la misma forma reptiliana que el colgante del haitiano bloquea-poderes que trabaja para el padre de Claire, o Horn-Rimmed Glasses (gafas de montura de cuerno, o concha), como se le conoce en EE.UU. por esas gafas retro que parecen sacadas directamente de "JFK".
Éste sigue igual de ambiguo que siempre (¿qué será ese secreto que el haitiano le cuenta a Claire?) y su táctica para "curar" a Sylar le sale mal, y parece que se lleva a Eden por delante. Por cierto, Sylar es un clásico archivillano, y está bastante logrado su leit-motiv de ir adquiriendo los poderes de los otros superhéroes al matarlos (¿dónde he leído o visto algo parecido? No soy capaz de acordarme...).
Lo que también se ha puesto realmente interesante es toda la trama de la bomba que arrasa Nueva York. Isaac, el pintor, dibuja un hombre que explota, que bien puede ser el hombre radiactivo al que el FBI confunde en un principio con Sylar. Sin embargo, Peter está de repente muy enfermo y tiene una visión, en la que participan todos los personajes, y en la que ve cómo es él quien explota y provoca la detonación nuclear. ¿El sentido de todo esto? Habrá que esperar, claro.

P.D.: Cuando "Galáctica" se vaya a su vez de vacaciones, a mediados de este mes, ya comentaré más en profundidad lo que llevamos de tercera temporada. De momento, he de decir que el último capítulo que he visto, el noveno ("Unfinished bussiness"), hace buena aquella frase que decía el filósofo y físico francés Blaise Pascal: "El corazón tiene razones que la razón no entiende". Y va a traer cola, ya lo creo que sí.
Publicar un comentario