06 junio 2013

Los secretos de Kiera

ALERTA SPOILERS: ¿Sabéis qué película comentaban Alec y su "ligue" en el último capítulo de "Continuum"? ¿O cuánta gente conoce el secreto de Kiera Cameron? ¿No? No hace falta que os diga lo que deberíais hacer.

Uno de los aspectos que Simon Barry, el creador de "Continuum", tenía que afrontar tarde o temprano era hasta cuándo iba a estar Kiera mintiendo a su compañero en la policía, el detective Carlos Fonegra, sobre su verdadera identidad. Cameron casi se lo cuenta todo durante el asalto a la granja del padrastro de Alec, al final de la primera temporada, y durante estos seis capítulos iniciales de la segunda, él cada vez ha desconfiado más de las explicaciones que ella le ofrece sobre sus "corazonadas" y pistas (la verdad es que nunca han sido unas explicaciones demasiado convincentes). Al final, tenía que llegar algún momento en el que la relación entre los dos alcanzara un punto de no retorno y, o Kiera lo confesaba todo, o se alejaba de él para siempre. Ha sido el caso de ese asesino en serie un poco a lo Dexter que ella había estudiado en 2077, un caso que jamás se había resuelto y que había dejado 38 cadáveres durante un periodo de tiempo de una década. El conocimiento que Kiera tenía del caso no podía justificarse esta vez con sus habituales excusas de la Sección 6 (que es un nombre muy "Alias", por cierto), así que terminó optando por confesar.

Esto de decirle a tu compañero que eres un viajero del futuro no es fácil, claro. ¿Quién te va a creer? Pero es interesante que sea la visión de la pistola de Kiera apagándose, como quien dice, y la sensación de que ella no pudiera estar trabajando con los asesinos lo que incline a Carlos a aceptar su versión, y esto libera a la serie de muchas restricciones. Kiera puede ahora usar toda la tecnología que lleva encima (que es mucha) sin tener que esconderla de Carlos, con lo que podemos tener una especie de Batman y Robin mucho más entretenidos, y así también puede avanzar mejor la persecución de Liber8. Después de un arranque que estaba muy centrado en los terroristas, estos dos o tres últimos capítulos han puesto el acento sobre esa mitología más amplia que hay al fondo de "Continuum", sobre esos otros viajeros de 2077 que acabaron en 2012, o incluso más atrás en el tiempo, como le ocurrió a la compañera de Kiera. Ese episodio (que recordaba un poco a algunas partes de "Blink", de "Doctor Who") le vdio a la agente Cameron un lado emocional mucho más creíble, y también parece estar siendo un poco el detonante para que ella empiece a pensar que, tal vez, debería ir aceptando que podría tener que estar en 2012 todavía un tiempo.

Las debilidades de Kiera no han sido uno de los temas más tocados por la serie hasta ahora, pero da la sensación de que están centrando este tramo intermedio de la segunda temporada. Sus dudas e inseguridades tienen que afrontarse con decisión en algún momento, porque no van más que a ampliarse conforme se retrase su vuelta a casa, y será interesante ver qué opina el día que Alec le cuente por fin la totalidad del mensaje que yo futuro dejó en el traje. Al mismo tiempo, de todos modos, parecemos estar conociendo al verdadero "malo", ese misterioso señor Escher que parece proceder de 2077 también y que está "comprando" a todos los emprendedores a los que se acerca Kellogg. Lo que se traiga entre manos me intriga ahora mismo más que Liber8, aunque no me extrañaría nada que uno y otros acabaran relacionados de alguna manera. Además, hay traidores y espías por todas partes.

Eso sí, como apuntan en "SFX" no deja de ser curioso, y destacable, que Kiera sea casi siempre la que acude al rescate de Carlos y, hasta en un momento en el que ella está a merced total de un asesino en serie, se salva por sus propios medios. Cuando Fonegra llega al sótano donde Cameron está atada, el malo está noqueado en el suelo. Y todo eso, sin utilizar el supertraje ni una sola vez.
Publicar un comentario