13 mayo 2014

Comedias de jueves y "American Idol"

La semana de los upfronts ha empezado en Estados Unidos dejando unas cuantas sorpresas no ya en el apartado de cancelaciones y renovaciones (que se conoció la semana pasada), sino en las estrategias de programación de las cadenas. El año pasado, ya hubo algunas, como Fox, que intentaron incluir algunos cambios para buscar reforzar sus noches menos competitivas, pero ese canal está viendo cómo sus éxitos de hace tres temporadas ya no funcionan igual, y el que era su buque insignia, el que la ayudaba a maquillar malos datos en otoño con su estreno en enero, como es "American Idol", lleva ya un tiempo enseñando las trece temporadas que lleva en antena. Su mero nombre ya no inspira temor en la competencia como ocurría en sus buenos tiempos, y sus audiencias han pasado a ser simplemente dignas. Por eso, Kevin Reilly, jefe de la cadena, ya anunció en su upfront que reducirían sus horas de programación en midseason, seguramente dejándolo en una sola noche en lugar de en dos.

Es un movimiento bastante lógico teniendo en cuenta el inevitable declive en audiencias que ha vivido el talent, pero lo interesante de su parrilla de otoño es que los domingos dejan de ser exclusivos para la animación, con la mudanza allí de "Brooklyn Nine-Nine" y el estreno de "Mulaney", y que "Glee" no tiene todavía un horario. No es nada preocupante para los fans, pues acabará ocupando el lugar de la serie que sea cancelada primero con bastante probabilidad, pero es curioso darse cuenta de que, en su última temporada, la serie de Ryan Murphy va a tener que asumir el papel de "sexto hombre", después de haber sido uno de los fenómenos de Fox. Pero el tiempo acaba atrapando a todo el mundo, y las audiencias que ha tenido en esta quinta entrega quizás han hecho a la cadena arrepentirse de haberla renovado por dos años en 2011. Reilly volvió a repetir que apuestan por emitir contenido original durante todo el año (de ahí el estreno de "Wayward Pines", la miniserie de M. Night Shyamalan, en verano), y lo que sí ha sido interesante es ver "Gotham" emparejada con "Sleepy Hollow" los lunes y a "Bones" de regreso en el jueves, y sirviendo como lead-in para "Gracepoint", el remake de "Broadchurch".

En la NBC, mientras tanto, lo que más llamó la atención es que, definitivamente, tiran la toalla con su bloque de comedias de los jueves. La Must See TV hace tiempo que había pasado la historia, pero las dos horas de sitcoms, seguidas por un drama, eran un clásico desde hacía décadas, Lo que ha terminado de darle la puntilla no es tanto que, el año pasado, no funcionara nada de lo que había allí, sino que CBS emitirá algunos partidos de la NFL en otoño, así que "el pavo" contraataca con "The Biggest Loser". La mudanza en primavera al jueves de "The Blacklist" y la nueva "Allegiance" confirma que los bloques tan largos de comedias ya no son una estrategia viable, a no ser que seas CBS. Fox lo ha aprendido también este año por las malas con las bajas audiencias de sus series de los martes. Que The CW igualara las demos de "New Girl" y "Glee" hace unas semanas ya indica cómo está el patio.
Publicar un comentario en la entrada