14 julio 2014

La turbulenta muerte de una serie

Esta mañana, en el programa “Hoy empieza todo” de Radio 3, han dedicado un pequeño espacio a hablar de series canceladas que, sin embargo, han conseguido aguantar muy bien el paso del tiempo, ganando un buen número de fieles después de su cancelación y convirtiéndose al final en verdaderos títulos de culto. Además de repasar algunos de esos títulos, como “Freaks & Geeks”, lo que se apuntó también en el programa es que no todas esas series fueron canceladas y ya. Algunas vivieron una azarosa “vida después de la muerte” hasta que sus responsables, o su estudio, se convenció de que, realmente, eral el momento de tirar la toalla y declararlas finalizadas. No todas son “Community”, por cuya supervivencia Sony ha llegado a extremos tales, que ha terminado encontrándole acomodo en Yahoo! después de que la NBC la cancelara esta primavera.

Los rumores de cambio de cadena son los más habituales. Los fans de “Firefly” se preguntaron en su momento por qué Syfy no se quedaba con ella después de su fin en FOX, pero no todas las series pueden ser “Stargate SG-1”, que acabó en esa cadena después de haber empezado a emitirse, entre todos los canales, en Showtime. El paso de una serie en abierto al cable básico no es nada fácil simplemente desde un punto de vista presupuestario; Syfy no puede gastar el mismo dinero que FOX. Cuando “Southland” encontró un segundo hogar en TNT, después de una rocambolesca cancelación por parte de NBC, tuvo que deshacerse de gran parte de su reparto y encontrar el modo de abaratar costes, algo que centró más la serie y que, para no pocos fans, contribuyó a elevar su calidad, de paso. La mudanza/resurrección de “Friday Night Lights” a cargo de DirecTV, compartiendo gastos y emisión con NBC, llegó sólo porque esa serie no era tan cara de producir. Y “Medium” se pasó de la cadena del pavo a CBS solamente porque la segunda era la encargada de producirla.

Lo más habitual, sin embargo, es que el canal decida soltar lastre y cancelar la serie, que sus responsables aseguren que van a buscarle otro hogar, que surjan rumores sobre DirecTV, Amazon o Netflix como posibles salvadores, y que dichos rumores queden en nada, con lo que la serie sigue estando igual de cancelada que en los upfronts de su anterior cadena. Por cada “Buffy, la cazavampiros” que se va de The WB a UPN, hay tres “Dollhouse” a las que otras cadenas no le ven sentido acercarse si FOX no ha querido seguir con ella. Todo depende de si se considera que la recuperación tiene sentido desde el punto de vista del negocio, y pocas veces lo hace. Es verdad, no obstante, que el nuevo panorama de las plataformas en streaming ha alterado en parte este panorama. Todas quieren tener su propio contenido original para atraer nuevos clientes, animadas por el éxito de Netflix, y en ocasiones les da igual que ese contenido venga reciclado, en lugar de ser una creación enteramente original.

Con la sexta temporada de “Community”, Yahoo! no sólo llama la atención de su fiel comunidad de fans, por muy pequeña que sea, sino que va probándose en el juego de las series antes de animarse a desarrollar sus propios proyectos. Netflix puede resucitar “The Killing” y darle una última temporada exclusivamente en su sitio (tras haber compartido la tercera con AMC) porque ve posibilidades de negocio en las ventas internacionales y porque, probablemente, las otras entregas habrán funcionado lo suficientemente bien entre sus suscriptores como para darle a Veena Sud y los suyos seis episodios adicionales para terminar la historia de Linden y Holder. “Star Trek” también fue cancelada por CBS al final de su tercera temporada, sólo para convertirse al cabo de unos años en, tal vez, la mayor serie de culto de la historia, pero necesitan darse las condiciones adecuadas en el momento propicio para que esto ocurra. Que una serie cancelada tenga una segunda vida puede ser tan complicado como encontrar pruebas irrefutables y definitivas de que un planeta extrasolar posee formas de vida.

Música de la semana:  Con un día de retraso, la selección musical de esta semana va a ser una de las nominaciones al Emmy más peculiares, la de "Sons of Anarchy" a la mejor canción original por "Day is gone", que Noah Gundersen and The Forest Rangers interpretan al final de la sexta temporada. Kurt Sutter está entre los nominados aquí por su aportación en la letra.
Publicar un comentario en la entrada