11 septiembre 2006

Cinco años después

Hoy es 11 de septiembre, con todo lo que esa fecha implica. Además, se cumplen cinco años de los atentados contra las Torres Gemelas, en Nueva York, y el Pentágono, en Washington, y por todas proliferan los documentales, reportajes y especiales sobre la fecha. En casi todos se dedica una buena parte a ver cómo ha cambiado el mundo desde entonces, y no sólo en las medidas de seguridad de los aeropuertos.
Al hilo de un libro que se publica esta semana precisamente sobre ese mundo post 11-S, en el que el profesor de la Universidad Pontificia de Salamanca, Miguel Ángel Huerta, analiza cómo ha reflejado el cine estadounidense los cambios provocados por el 11-S ("Celuloide en llamas. El cine estadounidense tras el 11-S"), y con "United 93" en cartelera y "World Trade Center" a punto de llegar, tampoco podemos olvidarnos de las series estadounidenses que más se han identificado con el 11-S no tanto por contarlo directamente, sino porque su temática, su atmósfera o su evolución está muy ligada a cómo es nuestro mundo tras esa mañana de martes de 2001:
  • Rescue me: Para muchos críticos estadounidenses, esta serie es uno de los mejores homenajes que se han hecho a las víctimas y, sobre todo, a la ciudad de Nueva York. La peripecia vital del bombero Tommy Gavin está marcada por el 11-S, y toda su vida, su rabia y sus problemas están tamizadas a través de ese momento.
  • 24: Lógicamente, una serie cuyo protagonista trabaja en una agencia de lucha antiterrorista tenía que lidiar con las consecuencias del 11-S, sobre todo en el aspecto de hasta qué punto se puede llegar para perseguir una amenaza a la seguridad nacional. En otras series, como "Sin rastro", quedan muy claras las nuevas prerrogativas de los agentes federales, que pueden solicitar todo tipo de registros y datos sin necesidad de pruebas contundentes y, a veces, sin pasar por un juez.
  • The Path to 9/11: Esta miniserie de ficción de la ABC sobre los años anteriores al ataque ha levantado muchas ampollas desde antes de su estreno, porque se consideraba que casi culpaba a las acciones de la Administración Clinton respecto a Al-Qaeda de allanar el camino hacia el 11-S.
  • The Unit: La serie de David Mamet, emitida por la CBS, lidia con otras de las consecuencias de ese día, las guerras de Afganistán e Irak, a través de los soldados de una unidad del ejército.

Para terminar, dos series que no tratan directamente del 11-S o sus consecuencias, pero que serían muy diferentes si ese día no hubiera sucedido nada, "Perdidos" y "Galáctica, estrella de combate". En la primera, la influencia del 11-S estaba mucho más clara en la primera temporada, ilustrada a través de las reacciones de algunos pasajeros ante Sayid. En la segunda, su adscripción a la ciencia ficción le permite hablar del miedo, la venganza, el recorte de libertades, la búsqueda de una esperanza para salir adelante de un modo mucho más libre que si fuera una serie contemporánea. Aun así, no se ha librado de cierta controversia por tratar esos temas, incluso algunos críticos se han llegado a preguntar si no podrían equipararse los cylons a los yihadistas.

Publicar un comentario