28 agosto 2011

Inseguridades, incomodidades y adolescencia

"Awkward" no es la primera serie de instituto que busca ser un poco más irreverente que los culebrones teen convencionales. En ella pueden encontrarse rastros de películas recientes como "Juno", "Diez razones para odiarte" y "Rumores y mentiras" (especialmente, de ésta última) y de series que van desde "Popular" a "Verónica Mars" o "Greek", aunque estuviera ambientada en la universidad. Tener como protagonista a una chica sarcástica e inteligente que intenta navegar como puede las traicioneras aguas del instituto, infestadas de tiburones en forma de animadoras, ya no es ninguna novedad, pero conseguir sacar a flote una serie así es más complicado de lo que parece. "Awkward", por ahora, lo está logrando usando, podríamos, decir las armas más viejas de la televisión; un reparto muy bien escogido y un sentido del humor que saca punto de todas esas situaciones embarazosas, incómodas y humillantes en las que acaba metiéndose uno cuando es adolescente (y cuando no lo es, también).

Aprovecha un punto de partida ya bastante alto en el Britney-metro de humillaciones: el modo en el que Jenna, su protagonista, se rompe el brazo (y cómo juegan con nosotros con un par de situaciones en las que podría haber pasado). A partir de ahí, esta clásica loser de serie teen tiene que lidiar también con una madre no muy centrada, como si dijéramos, y con una consejera que está a medio camino entre el de "Freaks & Geeks" y Emma de "Glee" (aunque su despacho tiene menos folletos políticamente incorrectos y divertidos). Para ello, su apoyo son sus amigas, Tamara y Ming, y la primera me recuerda tanto a Six, la amiga de Blossom, que reconozco que soy fan desde su primera conversación por el móvil con Jenna (y la animadora mala, pero curiosamente sin ser rubia ni superdelgada, parece sacada directamente de "Popular". Echo de menos a Mary Cherry).

De vez en cuando, tiene algunas referencias y algunos chistes realmente buenos, y su protagonista, Ashley Rickards, da el tono exacto que Jenna necesita en cada momento. MTV parece haber encontrado, por fin, la serie de instituto que no había logrado con "Tiempos duros para RJ Berger". Con un poco de suerte, pueden empezar a plantarle cara a ABC Family por el trono del género teen, que además ellos no tienen que plegarse a tantos standards & practices como el canal de Disney.

Música de la semana: Sería casi un sacrilegio que, emitiéndose en MTV, "Awkward" no tuviera una banda sonora variada, por lo menos. En la web de la serie desgranan las canciones que pueden escucharse en cada capítulo, y entre ellas vamos a elegir "Hydra", de un grupo autodefinido como post-punk, de Seattle, llamado Hotels.
Publicar un comentario