18 marzo 2012

Las chicas de Sundance

Desde hace un par de años, en el festival de Sundance parece que, más que descubrir películas, se descubre a nuevas actrices jóvenes listas para asaltar Hollywood. Este año no ha sido así, ya que la película que ha levantado más expectación, "Beasts of the Southern wild", parece demasiado indie hasta para Sundance y su protagonista es una niña que no ha obsesionado a los periodistas igual que lo hizo Abigail Breslin en "Pequeña Miss Sunshine", pero es curioso que, en 2010 y 2011, fueran más los nombres propios de tres actrices los que dominaran la cobertura sobre el festival, más que sus películas.

En 2010, la revelación fue Jennifer Lawrence en "Winter's bone", un papel por el que obtuvo una nominación al Oscar a la mejor actriz y que le llevó a participar en dos sagas muy hollywoodienses que pueden convertirla en una estrella, el reboot de "X-Men" y "Los juegos del hambre". Con ésta última, de hecho, Lawrence bien puede seguir el mismo camino de Kristen Stewart, otra actriz joven que se dedicaba a hacer películas independientes hasta que le cayó el papel de Bella en la saga "Crepúsculo", que se acaba este verano. El año pasado, no fue una actriz sino dos las que revolucionaron Sundance, cada una a su manera. Una es Felicity Jones, protagonista de "Like Crazy", y cuya nacionalidad británica de momento ha restringido su impacto (la película tampoco ha tenido tanta repercusión fuera de los círculos indies), y la otra ha sido uno de los nombres de 2011, Elizabeth Olsen.

El apellido, por supuesto, tiene parte de la culpa de esa atención, porque ser la hermana pequeña de las gemelas Mary Kate y Ashley Olsen marca mucho, al menos de cara a la prensa. Y luego, a eso hay que unir que es la protagonista total de una de las cintas más interesantes y peculiares que salieron de Sundance el año pasado, "Martha Marcy May Marlene", una película de la que se llegó a hablar que tenía algunas opciones de Oscar (especialmente en cuanto al guión), que luego no se concretaron, tal vez porque no entra dentro del tono un poco más amable que tenían las películas que protagonizaron este año la ceremonia. "Martha Marcy May Marlene" es una exploración de una joven que escapa de una secta y de su frágil estado mental, un estado en el que se mezclan los recuerdos, la realidad, los sueños y también cierta paranoia. El modo en el que se estructura la narración intenta ayudarnos a comprender ese estado de confusión y Elizabeth Olsen realmente se merece todos los elogios que ha recibido por su trabajo en la cinta. Pero es realmente difícil hablar de ella sin desvelar ciertas cosas, y es preferible verla sabiendo sólo lo indispensable, porque así la impresión que deja es más interesante.


Música de la semana: Que Adele ha sido una de las cantantes de moda del último año y medio lo confirma el hecho de que sus canciones salgan en todas las series que quieran considerarse "a la moda". Una de las canciones que más ha sonado es "Rumour has it", que ha podido escucharse en "Anatomía de Grey", "Ringer", "The lying game" y, últimamente, hasta en "Smash" (y en un anuncio creo que de "El mentalista" de laSexta).
Publicar un comentario