01 marzo 2012

Los premios del espacio exterior


La imagen de arriba, extraída del perfil de Twitter de Jeff Pinkner (vía "Eso decimos todos"), es una de las razones por las que existen los Saturn Awards. ¿En qué otra entrega de premios se podría haber visto así de sonriente a parte del equipo de "Fringe"? Porque si descontamos su aparición por sorpresa en los primeros Critics' Choice Awards, "Fringe" es la típica serie cuyos olvidos en Emmys y Globos de Oro llena Internet de expresiones de incredulidad e improperios durante días, una serie de ciencia ficción que nunca encontrará su hueco entre los galardones mainstream porque éstos no suelen dignarse a prestar atención a ese género, a no ser que se emita en HBO.

Para paliar un poco esa situación nació, en 1972, la Academia de Películas de Ciencia Ficción, Fantasía y Terror, impulsada por un aficionado a este cine, Donald Reed, que se dedicó durante toda su vida a fundar diversas asociaciones y grupos para el estudio de la literatura fantástica o del cine de género. Los primeros premios Saturn se restringieron al cine (los recibieron William Marshall por "Blacula" y Kurt Vonnegut por la película de "Matadero Cinco"), y a lo largo de la década de los 80 fueron ampliando sus miras hasta incluir tal cantidad de categorías, que probablemente estén a punto de igualar el número loco que tienen los Grammy (¿94, pueden ser?). Ahora mismo, los Saturn Awards reconocen películas, series, videojuegos y ediciones en DVD, y ya no se quedan sólo en la ciencia ficción, la fantasía y el terror, abarcando también thrillers y policíacos. A veces resulta difícil saber cómo se categorizan algunos títulos (nunca dejará de sorprenderme el amor que tienen estos premios por "The Closer" y "Leverage", por ejemplo, porque nunca pensé que entraran en su radar), y sólo con las categorías de cine daría para una ceremonia de entrega más larga que la de los Goya (tienen Ciencia-ficción, Fantasía, Terror y Acción-aventura, Película internacional y Animación).

En las de televisión han llegado a una división de categorías bastante curiosa: las mejores series se clasifican en Network,  Cable-sindicada, Orientada a la juventud y una categoría que parece tener la llave para solucionar todos los líos de los Emmy y los Globos de Oro con las series inglesas, Presentación en televisión. Aquí entran series cuyas temporadas hayan tenido 10 episodios o menos, y lo mismo hay este año un título cancelado como "Camelot", que "Juego de tronos", que "The Walking Dead" (supongo que participará su primera temporada) o un documental como "Trek Nation". Luego, las nominaciones referentes a interpretación ya están todas mezcladas, contando también con actores principales, secundarios e invitados. En esta 38ª edición, en esas categorías mezcladas, sólo "Fringe" defiende en honor de las networks.

Es muy cierto que, muchas veces, tienen decisiones peculiares, como mínimo (Jennifer Love-Hewitt y Stephen Moyer han ganado premios Saturn por "Entre fantasmas" y "True Blood", respectivamente), pero en otras ocasiones sirven para reivindicar series que caen injustamente en el olvido en los galardones "importantes". "Battlestar Galactica" tuvo en los Saturn su oasis en este aspecto, y ellos hasta premiaron a Kristen Bell como mejor actriz por "Verónica Mars". Eso sí, los Saturn no se retransmiten por televisión, razón por la que da la sensación de ser aún más relajados que los Independent Spirit.
Publicar un comentario