13 noviembre 2014

Extraterrestres de SHIELD

ALERTA SPOILERS:  ¿Habéis visto la explicación a esas tallas que Coulson ha estado haciendo en "Agents of SHIELD"? ¿No? Vedla primero.

Cuando se estrenó “Agents of SHIELD”, los jefazos de Marvel decían que estaría integrada en el Universo Cinemático de la compañía, que sería otra pieza del puzle formado por las películas individuales de Thor, Iron Man y Capitán América y la de los Vengadores y que proporcionaría continuidad a ese MCU cuando no hubiera estrenos nuevos en la pantalla grande. Hasta el episodio 17 de la primera temporada, no parecían más que palabras vacías, una táctica de relaciones públicas para intentar atraer espectadores a una serie que no terminaba de arrancar. En aquel capítulo, el final de “Capitán América. El soldado de invierno” afectaba de lleno a la trama de “Agents of SHIELD”, y sus repercusiones han seguido sintiéndose en esta primera mitad de la segunda temporada. Pero eso no era más que una reacción a las películas; la serie se veía afectada por aquella trama, pero había tenido poco que ver en su preparación. La implosión de SHIELD le  cayó del cielo,  como quien dice.

Sin embargo, en esta segunda entrega parece que, por fin, la televisión está empezando a poner los cimientos de las tramas que se verán en las próximas películas de Marvel y, en concreto, da la sensación de que está montando el fondo sobre el que se desarrollará “Los Vengadores. La era de Ultrón”. Y lleva haciéndolo desde el piloto, además. Fans más expertos en los cómics de la Casa de las Ideas ya apuntaron el año pasado que el Proyecto TAHITI, el alienígena azul del que se extraía esa panacea universal, y los efectos secundarios que su administración generaba, apuntaban a los Kree y los Inhumanos, y a que Skye puede ser el eslabón perdido entre ambos y el enlace entre los títulos superheroicos de Marvel y “Guardianes de la galaxia”. Teniendo en cuenta lo que le gustan a la compañía las sinergias empresariales, no sería nada extraño. Al menos, le confiere a “Agents of SHIELD” cierta relevancia dentro de sus planes de dominación cinematográfica mundial, y la serie ha ganado también en interés por el camino.

El misterio alrededor de la resurrección de Coulson y de sus visiones se resuelve involucrando directamente a esos Inhumanos (que vivían en la ciudad de Attilan), y mientras la verdadera naturaleza de Skye permanece desconocida, por ahora, dicha resolución acarrea un nuevo objetivo para nuestros héroes igualmente definido; llegar a esa ciudad antes de que lo haga Hydra. Establecer metas claras ha hecho maravillas para “Agents of SHIELD”, así que sustituir una por otra permite que se mantenga el mismo impulso detrás de las tramas, y hace evolucionar ligeramente el conflicto entre las dos organizaciones. Evidentemente, en algún momento sabremos qué está tramando Ward, y si el plan le estallará en la cara cuando se dé cuenta de que no es un elemento tan importante en todo este tinglado, lo que podría ocurrir, pero mientras tanto, cada capítulo resulta generalmente entretenido y va dando muestras de mejora. Y de mejora no sólo en el aspecto creativo, sino también en el técnico.

El aspecto visual de la serie ha ganado en personalidad, algo que le criticaban bastante los periodistas estadounidenses. “Arrow” podrá estar hecha con un presupuesto de The CW, pero su apuesta por las escenas nocturnas y el tono verdoso hace que sea fácil reconocer sus fotogramas. “Agents of SHIELD” era demasiado genérica hasta esta temporada, cuando se han animado con peleas mejor coreografiadas y más vistosas (aquella May vs May en una habitación de hotel), una iluminación más contrastada y hasta algunos planos un poco menos convencionales. Los nuevos personajes se han integrado, además, bastante bien, con Bobbi Morse dejando una buena impresión inmediata, y aunque el trastorno mental de Fitz no es tan interesante como podría, Simmons sí que funciona mucho mejor con el resto del equipo. “Agents of SHIELD” podría ser los Sacramento Kings de esta temporada, el equipo que pasa de no hacer gran cosa el año anterior, a arrancar la campaña con cinco victorias consecutivas y la sensación de que la racha no es algo pasajero, de que hay, por fin, cierta solidez. ¿Podrá soportar el peso del MCU expandido?
Publicar un comentario en la entrada