20 octubre 2007

The Brits are coming

En 1982, los Oscars que se llevó "Carros de fuego" hicieron que su guionista, Colin Welland, los celebrara "advirtiendo" a los estadounidenses "¡que vienen los británicos!", presagiando una invasión desde este lado del charco. En Hollywood siempre ha habido una gran presencia de no americanos y los ingleses no iban a ser una excepción, aprovechando además que hablan el mismo idioma. Este año, sin embargo, los medios yanquis no dejan de comentar la invasión británica en toda regla que ha sufrido su prime time televisivo. Hay actores británicos prácticamente en cada estreno importante, todos en papeles protagonistas y todos haciendo de personajes estadounidenses.

Hugh Laurie fue el que empezó esta tendencia o, mejor dicho, el más mediático de todos ellos, porque más o menos a la vez que iniciaba su trabajo en "House" (y antes) estaban también Dominic West en "The Wire", Ian McShane en "Deadwood" y Naveen Andrews en "Perdidos". Aprovechando el tirón de Laurie, este año tenemos, por ejemplo, a Damian Lewis protagonizando "Life", aunque éste ya había demostrado que podía pasar por yanqui en "Hermanos de sangre", y al escocés Kevin McKidd pasando por un periodista de San Francisco en "Journeyman". Ninguna de las dos series está pasando un momento muy boyante, aunque tal vez "Life" tenga mejores expectativas de vida.También "Bionic Woman" está pasándolo mal. Ya dijimos que su protagonista, Michelle Ryan, es inglesa, y a ella los periódicos estadounidenses la tratan como si fuera una completa debutante, al estilo de Evangeline Lilly en la primera temporada de "Perdidos". Si se preocuparan de buscar por YouTube podrían verla de adolescente en "EastEnders" y como la asistente del homónimo doctor en "Jekyll" (que tiene un tráiler estupendo, a todo esto). Compitiendo con su serie los miércoles está "Pushing daisies", que sí está teniendo buenos resultados. La chica "resucitada" es Anna Friel, otra inglesa que es muy conocida en su país y que, además, fue Hermia en la versión de "Sueño de una noche verano" que protagonizaron, en 1999, Kevin Kline, Michelle Pfeiffer y Calista Flockhart. En el vestuario de "Mode", en "Ugly Betty", encontramos a la escocesa Ashley Jensen, de "Extras", que, al contrario que todos los demás, no interpreta a una americana. De hecho, gran parte de las bromas que se hacen sobre ella se refieren a su nacionalidad, y su endiablado acento. Con toda esta invasión, luego es curioso que los de "Héroes" utilicen a un nativo del estado de Oregón como David Anders para interpretar al inglés pendenciero que se hace pasar por samurai.

Música de la semana: Con todas estas "suplantaciones" de nacionalidad y acentos varios, vamos a elegir la fusión de todo tipo de elementos y estilos musicales de Ojos de Brujo. Mi favorita de ellos es "Quien engaña no gana".
Publicar un comentario