23 abril 2015

La tele en libros

Hoy se celebra el Día del Libro. Es San Jorge, el día del libro y la rosa en Cataluña y, en la blogosfera dedicada a la televisión, es el día en el que se recopilan algunos de los libros sobre series aparecidos en los últimos tiempos. En España, éste es un sector que está empezando a vivir un pequeño boom; todavía estamos lejos de Estados Unidos, donde las companion guide, los libros oficiales de cocina y los ensayos sesudos sobre series teen son muy habituales en las librerías, pero ya es más habitual encontrarse títulos sobre personajes concretos de series (como los últimos sobre Sheldon Cooper y Peggy Olson) o libros colectivos sobre creadores como Joss Whedon o sobre los últimos fenómenos críticos y de público, tipo "Breaking Bad" o "Juego de tronos" (o hasta "Doctor Who").

Se puede leer sobre televisión sin tener que recurrir por defecto a libros o cómics que han sido trasladados recientemente a la pequeña pantalla, un fenómeno que nunca va a detenerse, y también es posible encontrar ensayos para los que hay más vida fuera de HBO, y más series dignas de analizar fuera de "Los Soprano" y "The Wire". La variedad de títulos y temáticas en español sobre series empieza a ser ya más o menos amplia, aunque si nos manejamos medianamente bien con el inglés encontraremos muchísimas más opciones, pero que nuestro mercado literario local haya decidido apostar por las series es una buena noticia.

Recomendaciones de libros pueden hacerse muchas, tanto si queremos leer algún ensayo como si preferimos buscar el material de partida de alguna serie de éxito. Está "The revolution was televised", el libro de Alan Sepinwall (sólo en inglés) sobre las series que contribuyeron a cambiar para siempre la ficción televisiva en Estados Unidos desde finales de los 90, y si seguimos en el inglés, está también "Showrunners", el libro que acompaña al documental del mismo título sobre esa figura del guionista-creador-productor ejecutivo que dirige los designios de las series y que está empezando a saltar de la televisión estadounidense a las europeas.

Y luego, claro, tenemos los libros y cómics que se han convertido en series. Una buena opción puede ser "Alias", el cómic en el que se basa la próxima serie de Marvel en Netflix, "AKA Jessica Jones", o incluso "Predicador", que va a transformarse en serie en AMC, supervisada por Seth Rogen. Los títulos más insospechados están basados en libros, como "Los 100", de la que se compraron los derechos de la novela de Kass Morgan antes de que estuviera siquiera en las estanterías de las tiendas, y otros reciben un notable empujón en ventas gracias a la nueva visibilidad que les da la serie, como está ocurriendo con la saga de "Forastera", de Diana Gabaldon, por culpa de "Outlander". Lo interesante sería ver si, animados por "Penny Dreadful", más espectadores se ponen a leer "Frankenstein", "Drácula" o "El retrato de Dorian Gray". O las historias de fantasmas de Sheridan Le Fanu.
Publicar un comentario en la entrada