03 septiembre 2008

Genios y asociales

Por pura casualidad, la semana pasada cacé en Neox un par de capítulos de "The Big Bang theory", una serie que me han recomendado mucho este verano y de la que yo no había visto ni cinco minutos. Lo poco que vi en medio del zapping me pareció curioso, con algún punto logrado, aunque sin llamarme del todo la atención, y sí que se notó que Sheldon es uno de los pilares de la serie con sus peculiaridades y su incapacidad manifiesta no ya para socializarse, sino para comprender las acciones y las motivaciones de la gente que le rodea.

En ese aspecto, el bloguero del "The Star Ledger" de Nueva Jersey, Alan Sepinwall, hizo hace bastante tiempo una curiosa comparación entre Sheldon y otro personaje con una mente brillante, pero una capacidad de socialización escasa, como es Temperance Brennan. Sepinwall es de la teoría (que yo también comparto) de que los guionistas de "Bones" se dedican a colocar a Brennan en todo tipo de situaciones extrañas sólo para ver cómo reacciona (y sacar unos cuantos chistes a su costa), y en no pocos capítulos les ha servido a la perfección para anclar aún más la serie en ella y Booth (no será una comedia romántica, como decía alguien por ahí, pero está claro que ellos dos son el centro de todo). Una parte importante del humor de "Bones" viene de la tendencia de Brennan a tomarse las cosas literalmente y a su fracaso en sus intentos de acercarse a la gente de una manera más informal, más en el estilo de Booth (grande, e intraducible, ese "As serious as a gas attack - Heart attack, Bones, as serious as a heart attack").

Sin embargo, el personaje de "Bones" que creo que se parece a más a Sheldon no es Brennan, sino Zack Addy. Él sí que tiene serios hándicaps emocionales y sociales, se lo toma todo muy en serio, también es incapaz de entender a la primera las frases con dobles sentidos y es un verdadero cerebrito. No puedo profundizar en Sheldon porque lo poco que vi de él no es suficiente, pero él y los antropólogos forenses de "Bones" no son los únicos personajes cuyas dotes sociales son inversamente proporcionales a su inteligencia. Gil Grissom, por ejemplo, siempre se presenta como un "CSI" como alguien con un agudo intelecto, y un peculiar sentido del humor, pero que tiende a observar a la gente como a los insectos de su despacho (menos a Sarah, por supuesto).

Más que asocial, Gregory House es directamente antisocial, y no es lo suficientemente peculiar como para entrar en este grupo de genios solitarios. Sus miembros son una mezcla entre el intelecto de, por ejemplo, Gaius Baltar y las carencias socializadoras de Moss, de "The IT Crowd". Si Faraday ("Perdidos") empieza a mostrar un lado más Moss, ya tenemos nuevo miembro del club.

P.D.: Hablando del blog de Sepinwall, me encantan los títulos que pone en las reseñas de capítulos de muchas series. Gran parte de ellos son versos de canciones, como uno de "Love shack", de B'52s, para un episodio de "Galáctica", parte de "Reflections", de Diana Ross y The Supremes, para uno de "Mad Men", o la obvia referencia a la canción de "Los cazafantasmas" para el capítulo de "Perdidos" en el que conocemos más a Miles. Aparte de incluir títulos de libros, películas, juegos de palabras, lo que se le ocurre. Es muy recomendable.
Publicar un comentario