30 marzo 2007

Cantos de la lejana Tierra

ALERTA SPOILERS: Por supuesto, la siguiente entrada va a contener spoilers a mansalva sobre el final de la tercera temporada de "Galáctica". Si no habéis visto el último capítulo, no sigáis leyendo e id a verlo. ¡Ya!

Primero, necesito que me echéis un cable. No sé si alguno ha visto una película en la que los tripulantes de una nave, se supone que en el futuro, captan una transmisión de ondas de radio que resultan venir desde la Tierra y son, si yo no recuerdo mal, música de los años 30 y una emisión de televisión de uno de los congresos del partido Nazi en Nuremberg. Creo que incluso llega a verse a Hitler dando un discurso. ¿Alguien sabe qué película es? Yo no soy capaz de acordarme, pero esas imágenes me vinieron a la memoria desde el momento en el que Tigh, Tyrol, Anders y Tory, la ayudante de Roslin, empiezan a escuchar esa melodía que nadie más oye y a recitar los primeros versos: "There must be some way out of here/ Said the joker to the thief", y enseguida viene a la memoria "All along the watchtower", uno de los tótems de Bob Dylan. El momento en el que los cuatro se reúnen en el mismo camarote y se dan cuenta de que son cylones, a la vez que se va la energía de todas las naves de la flota y Roslin flaquea en el CIC y parece encontrarse mal, sólo es uno de los muchos momentos impactantes que hay en ese episodio doble final de temporada. Sólo por esa secuencia, presentada casi en paralelo con el final del "sueño" que comparten Roslin, Athena y Seis, en el que Seis y Baltar, con Hera en brazos, ven aparecer encapuchados a los Cinco Últimos Cylones, ha merecido la pena todo lo que ha pasado en estos 20 episodios, que ha sido mucho.
Por supuesto, no me olvido de esa aparición final de Starbuck asumiendo, al parecer, el papel que le estaba predestinado (el de la Aurora en el mascarón de proa del barco, mostrando el camino), una aparición, por otro lado, que se hace evidente en cuanto Apolo detecta en su radar una nave desconocida, y que sirve para mostrarnos, por primera vez, la Tierra. Lógicamente, el regreso de Starbuck (qué bien escondido lo han tenido, por cierto, quitando el nombre de la actriz de los créditos en los últimos episodios y ni siquiera mostrándolo en éste último) conlleva un montón de preguntas. ¿Es ella el quinto cylon, que no llegamos a ver? ¿Es otra cosa, alguna clase de semidiós, como han apuntado en algún foro, o algo parecido a esas Luces Blancas de "Embrujadas"? También hay quien se ha preguntado si no es una visión de Lee, similar a las que tenía Baltar con Seis, algo que Ron Moore ha desmentido, asegurando que ella es real.
Hay tantas preguntas y tantas cosas en el aire, que esta entrada no es suficiente. Como tenemos por delante una larguísima sequía hasta enero, cuando probablemente comenzará la cuarta temporada, habrá tiempo para pensar más cosas y teorías (como ésa de que todos son, en realidad, cylones que llevan en guerra civil muchos años, y los "humanos" sólo son una facción que intenta mantener vivo el legado de sus creadores, extinguidos mucho tiempo atrás). De momento, os voy a dejar la letra de "All along the watchtower", que tiene ciertos ecos de algunas de las cosas que la serie ha estado manejando desde el principio:

"There must be some way out of here," said the joker to the thief,
"There's too much confusion, I can't get no relief.
Businessmen, they drink my wine, plowmen dig my earth,
None of them along the line know what any of it is worth."
"No reason to get excited," the thief, he kindly spoke,
"There are many here among us who feel that life is but a joke.
But you and I, we've been through that, and this is not our fate,
So let us not talk falsely now, the hour is getting late."
All along the watchtower, princes kept the view
While all the women came and went, barefoot servants, too.
Outside in the distance a wildcat did growl,
Two riders were approaching, the wind began to howl.

Y ésta es una pequeña traducción, que seguro que tiene muchas cosas que corregir, así que, por favor, comunicádmelas:

"Tiene que haber alguna manera de salir de aquí", le dijo el bufón al ladrón.
"Hay demasiada confusión y no puedo encontrar un alivio.
Los hombres de negocios se beben mi vino, los campesinos cavan mi tierra.
Ninguno de ellos sabe si akgo de esto merece la pena".
"No hay razón para ponerse nervioso", dijo amablemente el ladrón
"Hay muchos entre nosotros que creen que la vida no es más que una broma
Pero tú y yo hemos pasado por eso y éste no es nuestro destino.
Así que no digamos falsedades, se está haciendo tarde".
Desde la atalaya, los príncipes seguían observando,
mientras todas las mujeres iban y venían, los sirvientes descalzos también.
Fuera, a lo lejos, un gato salvaje gruñó.
Dos jinetes se aproximaban, el viento empezó a aullar"

Aunque, si hablamos de destinos, igual esta canción también sería adecuada...

Publicar un comentario