20 diciembre 2013

Gracias, Linus

ALERTA SPOILERS: ¿Cómo vais con la novena temporada de "Cómo conocí a vuestra madre"? ¿Habéis conocido al diabólico cantante de la banda Superfreakonomics? Si es así, podéis seguir leyendo.

"Cómo conocí a vuestra madre" ya tiene fecha para su final. El 31 de marzo, CBS emitirá el último capítulo, doble, de la comedia, evitando así esa programación insufrible que solía tener la serie a partir de enero, con parones continuos y apenas dos capítulos seguidos hasta mayo. De este modo, la inercia que puede haberse iniciado con "Bass player wanted", el último episodio antes del hiato invernal, puede continuarse de una manera más o menos continuada, porque da la sensación de que, si hasta ahora hemos visto a la Madre con cuentagotas, en el último tramo de la temporada es posible que sea una presencia más importante.

O esas son las expectativas. Cristin Milioti tuvo su relevancia en el arranque de esta novena entrega y luego estuvo bastante desaparecida, pero los momentos en los que la hemos visto interaccionando con Lily, Barney y Marshall (y con el Ted del futuro) confirman las buenas vibraciones que daba al principio. Desde luego, da la sensación de ser realmente perfecta para Ted, y ahora que ya está en el Farhampton Inn van a empezar los jueguecitos de que ella y Ted no se crucen por muy poco, como ocurre  con la invitación al whisky doble. Esos jueguecitos están en el ADN de la serie desde su estreno , y si la Madre tiene más momentos con el resto de personajes, pueden ser simpáticos. También dependerá del estado de ánimo con el que nos enfrentamos a la temporada final, claro. Si vamos con el hacha escondida detrás de la espalda, probablemente no les encontremos la gracia.

En estos primeros trece capítulos de su despedida, "Cómo conocía a vuestra madre" ha desempolvado algunos de sus grandes éxitos (piña misteriosa incluida) y ha añadido algunos running gags nuevos que, la verdad, están siendo realmente divertidos. La confusión "ring bear-ring bearer" es simpática, pero el "thank you, Linus" de Lily y el paquete Kennedy, al que se suma después la Madre, es uno de los mejores hallazgos de esta última temporada. También es que Lily ha estado sembrada hasta el momento, aprovechando perfectamente que se ha pasado estos episodios iniciales sin Marshall. De hecho, hasta el momento, es con ellos dos con quien la Madre ha tenido las interacciones más entretenidas, y será curioso ver cómo conoce a Robin, y si realmente Ted termina hablando con ella en el tren de vuelta a Nueva York.

No, todavía no se ha resuelto el tema de la mudanza de Ted a Chicago (aunque ahora Barney ya sabe por qué) ni que Marshall aceptara ser juez sin avisar a Lily, pero ese cliffhanger a media bofetada apunta a cosas interesantes en la segunda mitad de la temporada. Ya tengo curiosidad por saber qué será lo último que Ted le contará a sus hijos.
Publicar un comentario en la entrada