21 mayo 2008

De madres, coches y miradas de amor

ALERTA SPOILER: La tercera temporada de "Cómo conocí a vuestra madre" ha terminado. Si ya la habéis visto, comentemos un poco cómo ha sido y si hemos conocido a la Madre, ¿os parece?

Los finales de temporada que habíamos visto hasta ahora de "Cómo conocí a vuestra madre" se las arreglaban bastante bien para unir los chistes con los momentos más dramáticos, siempre relacionados con rupturas o inicios de relaciones sentimentales. Era difícil superar los "decirle a la gente qué" de Barney al final de la segunda temporada, o la devastación de Marshall, bajo la lluvia, al romper con Lily en la primera, pero este término de la tercera ha sido algo extraño, como el resto de la temporada.

El cliffhanger ha sido un poco "Friends", con Ted pidiéndole a Stella que se case con él, sin que sepamos su respuesta, y como apuntan algunos críticos, queda ensombrecido por sólo una mirada que ocurre inmediatamente antes, la que le dedica Barney a Robin cuando Marshall le pregunta si, antes de que lo atropellara el autobús, vio pasar ante sus ojos las cosas que más quiere. El Robingate colea y, como era de esperar, es Barney el que ha caído en la trampa. Las referencias canadienses de Robin, como siempre, han sido de lo mejor (Bruce Springsteen es el Brian Adams estadounidense, ay madre...), y los supuestos milagros de Marshall han tenido su punto. Se ha notado, sin embargo, la misma precipitación de la que han adolecido otras series, como "30 Rock", en sus regresos tras la huelga. Había pocos capítulos para incluir todo lo que sus creadores tenían planeado, así que era difícil que saliera perfecto (la trama de Stella es la que se ha visto menos pulida).

A pesar de todo, y de los altibajos de la temporada,"Cómo conocí a vuestra madre" nos ha dejado grandes momentos y promete una trama de lo más interesante con ese reconocimiento final de Barney de sus sentimientos hacia Robin. Se veía venir, y habrá que esperar a ver el camino que toma esto en la cuarta temporada. Me temo que volveremos a ver a Britney Spears, espero que no en demasía, y espero también que la relación de Ted y Stella tenga algo más de sustancia, porque casi todo lo que ha pasado ha sido fuera de cámara. Es cierto que, con Sarah Chalke finalizando "Scrubs", más no se podía pedir, y también es cierto que, tal vez, tenemos para esta serie unos estándares más altos que para el resto de comedias estadounidenses, a la altura de los que se establecen también para "30 Rock" y "The Office". Pero es que muy fácil acostumbrarse a lo bueno.

P.D.: En "Have you met Ted" tienen una teoría muy curiosa sobre el Robingate. En sus reseñas de los capítulos, llevaban varios apuntando que, con cada episodio, Cobie Smulders se veía más radiante y que es como si los espectadores empezáramos a verla con los ojos de Barney, que iba enamorándose de ella poco a poco. Como dicen en el blog, "es la chica en el grupo que siempre fue uno de los chicos hasta que te das cuenta de que estás comparando a todas las demás mujeres con ella". Lo que sea mientras Robin pueda seguir con sus salidas dignas de Verónica Mars.

Ah, las fotos son de unas camisetas totalmente geniales ¿Quién quiere ser Comisionado de la Apuesta de Bofetones?

9 comentarios:

Mosky dijo...

La verdad es que ha sido un último capítulo un poco raro, y sí, estoy de acuerdo en que después de esa mirada el "cásate conmigo" era un chufla. Mira que me caía bien Stella, pero como pienso que sería una estafa que fuera La Madre estoy deseando que la larguen de una vez. Quiero conocer a La Madre ya, y quiero que sea tan espectacularmente romántico que me dé asco-envidia, de la sana y de la nociva.
De momento me tienen muuy contenta con el Robingate, que lo están llevando de maravilla.

En cuanto a 30 rock, me he visto las dos temporadas en poco más de un fin de semana y me ha gustado un montón. Los panchitos "Sabor de soledad" con sus peculiares efectos secundarios han marcado claramente la línea de la tercera temporada, a ver cómo lo resuelven. En cuanto a la química Jack-Liz, no la veo yo demasiado romántica, de hecho es más "buddy love". Me quedo con el chico de las flores.
Bueno, y Kenneth, ¡qué descubrimiento! Nada que pueda decir de él le hará justicia. Es uno de esos personajes que si no se ve la serie no se es capaz de imaginar. Maravilloso.

MacGuffin dijo...

Jack y Liz tienen una dinámica genial en "30 Rock", y aún mejor porque es tipo colegas, o de mentor-aprendiz.

Me temo que la Madre nos va a decepcionar a todos. A no ser que sea Lauren Graham... Oh, qué gran idea... Lorelai Gilmore Vs. Barney Stinson, el combate de ingenio definitivo ;-)

fanshawe dijo...

Bueno, como reza el título de este blog más vale que la madre tarde bastante en aparecer. Tiene gracia que la serie se esté convirtiendo en "Como se conocieron Barney y Robin" después de todo, y la teoría que enlazas se sale.

Ahora en serio: ¿qué pasa con la pobre Britney? Es un personaje de lo más gracioso y como secundario eventual, tipo Gunther, funciona fenomenal, ¿por qué "te temes" que vuelva a aparecer? Pobrecica...

Otra similitud que veo con Friends es el progresivo enloquecimiento de los personajes. Cuando uno ve un capítulo de la primera temporada de Friends y uno de la séptima descubre que los personajes se han vuelto turulatos y a Marshall y Lily les está pasando eso. Al principio eran excéntricos... ahora están como cabras...

MacGuffin dijo...

Temo que Britney vuelva a aparecer por si se les ocurre darle más que hacer que en "Ten sessions", donde estaba bastante graciosa. Pero no nos engañemos, que como actriz no da para más.

Y si la serie termina siendo un "cómo Barney conoció a Robin" no me importaría lo más mínimo :-)

W dijo...

Una advertencia: no os perdáis los dos capítulos finales de esta temporada de "House" (en realidad uno es continuación del otro). Han vuelto a arriesgar al máximo y a cambiar el tono de la serie, y por primera vez ningún personaje es desperdiciado.

MacGuffin dijo...

Pues estoy en ascuas, w, estoy en ascuas. A ver si Cuatro no lo corta antes de la Eurocopa...

Mosky dijo...

diosssss cierto, cierto, qué grande el final de temporada de HOuse. Me lo habían pintado tan bien que he tenido que verlo en V.O. porque no podía esperar tanto tiempo a verlo.

A ver cómo salen de esta, porque se han metido en una buena.

LUIH dijo...

Lo cierto es que se ha notado muy mucho el paronazo de la huelga, porque este final de tempoarda nos ha dejado algo fríos a casi todos, pero aún así, ha merecido la pena ver la reconciliación de Ted y Barney, y sobre todo, la miradita de este último a Robin, toda una declaración de intenciones para la cuarta temporada.

Por cierto... yo quiero una camiseta de esas!!! XDD

Mlo dijo...

Como conoci...
Creo que están haciendo cada vez más sofisticada a Robin para que se justifique su relación con Barney. De paleta canadiense a tía independiente, fumadora de puros y estilo Sex and the City. Esto se veía venir desde hace bastantes episodios. A mí Stella no me gusta nada, pero sigo con mi teoria de que morirá y Ted se hará cargo de su hija (que es la del sofa, por eso detras esta el marco que se veia en casa de stella). Y estoy convencida que la madre será la del guardarropa, mas conocida por ser la camarera muerta de Heroes.

House. Acabo de terminar ese doble episodio y tendre que subir algo a mi blog porque ha sido brutal. Muy bueno.