05 febrero 2014

El Hollywood de los "jóvenes adultos"

El término young adult se ha popularizado mucho en los últimos años asociado a determinado tipo de ficción orientada al público adolescente. Es lo que siempre se ha conocido como juvenil pero que ahora, vaya usted a saber por qué, ha sido renombrada como "de jóvenes adultos" y conocida, sobre todo, por sus siglas inglesas, YA. Tal vez fuera el enorme éxito de la saga "Crepúsculo", tanto en libros como en formato cine, lo que impulsó el actual boom que vive el género, con estanterías en algunas librerías estadounidenses centradas exclusivamente en "romance sobrenatural YA", y la confirmación definitiva ha llegado con "Los juegos del hambre" y el enorme taquillazo que ha sido "En llamas". Todos los estudios de Hollywood quieren tener su propia saga juvenil que sanee sus cuentas de resultados durante cuatro o cinco años, reproduciendo las tácticas que siguieron con el final de las películas de Harry Potter, pero no todos consiguen su propósito.

De hecho, podríamos decir que las adaptaciones al cine de libros YA se encuadran en dos vertientes; la aventura/romance con toques fantásticos o de ciencia ficción, y la historia de amor imposible o llena de obstáculos. Este mismo año vamos a ver un ejemplo de cada,  y ambos protagonizados por la nueva reina de este subgénero, Shailene Woodley; "Divergente" y "Bajo la misma estrella". La primera quiere convertirse en la nueva saga juvenil distópica al adaptar los libros de Veronica Roth sobre un futuro en el que se encuadra a toda la población en cinco facciones dependiendo de su personalidad, mientras la segunda traslada al cine un best-seller de John Green sobre la historia de amor de dos adolescentes que se conocen en un grupo de terapia para pacientes de cáncer. El reto para esas dos cintas es no pasar a engrosar la lista de fracasos que el género YA lleva a sus espaldas en los últimos dos años. Ni "Hermosas criaturas" ni "Cazadores de sombras" llamaron la atención del público lo suficiente para asegurarse secuelas, pero Hollywood no deja de intentarlo.

El filón es tan atrayente, que The CW se ha entregado a él en cuerpo y alma en sus estrenos de esta temporada. "The Tomorrow People" y las próximas "The 100" y "Starcrossed" entran de lleno en el género fantástico juvenil, y la cadena aún abrazará más su nueva entidad como hogar de la ciencia ficción en la televisión en abierto con el desarrollo de otro drama post-apocalíptico más para 2014/15, "The Messengers", y la continuación de los planes televisivos de Warner con DC con "The Flash". "The Vampire Diaries" (que adapta una muy popular saga de libros YA) fue el título que puso a la cadena sobre la pista de este público, más veinteañero que adolescente, que es muy fiel y muy ruidoso si se engancha a tu serie o tu película, y al que se puede llegar sin dedicarse solamente a hacer cintas de superhéroes. Pero no es tan fácil conseguir un éxito de taquilla con ellos. Tras "Crepúsculo", sólo "Los juegos del hambre" la planta cara a los blockbusters veraniegos, y eso es, muy probablemente, porque han conseguido llegar a un público más amplio que el mero consumidor de ficción juvenil.

Y, por cierto, "Young adult" es también una estupenda película de Jason Reitman con una sensacional Charlize Theron.

7 comentarios:

Renaissance dijo...

Lo de Cazadores de Sombras no me extraña, la película resultó bastante floja, incluso para partir de un material original que no tenía mucho que ofrecer.
El principal problema de esta etiqueta es el interés de las editoriales en encontrar el próximo éxito: hace que todas las series que publican sean parecidas unas a otras.

Eli dijo...

Es verdad que esta de moda. Cosas como cazadores de sombras son realmente espantosas.

El caso de The vampire diaries, inicio siendo adaptación del primer libro de L.J. Smith pero prácticamente desde el primer capitulo no tiene nada que ver con el primer libro (el cual lei).

Marina Such dijo...

Siempre es el problema cuando se intenta repetir un éxito; que se tiende a copiar su formato externo sin detenerse a pensar las razones reales de su éxito.

rubenaku dijo...

Resulta destacable la evolución de Shailene Woodley. Tras salir de una serie totalmente infumable como era "The Secret Life of the American Teenager" parece que esta encauzando su carrera cinematográfica de forma bastante adecuada. Tras dejarse ver en "The Descendants" con George Clooney y co-protagonizar la mas que interesante "The Spectacular Now", creo que ha dado con la tecla con sus nuevos proyectos. "Divergent" apunta a blockbuster y la hará mucho más conocida para el gran público, y con "The Fault in Our Stars" se asegura un perfil más dramático para no encasillarse. Salvando las distancias me recuerda en cierta forma a los inicios de Jennifer Lawrence, que antes de dar el pelotazo en cine también se pulió en una serie de TV cutre a mas no poder como era "The Bill Engvall Show" y no hay más que ver el cambio que ha pegado desde entonces.

Marina Such dijo...

Si Divergente funciona, podrá decirse perfectamente que Shailene Woodley es la nueva Jennifer Lawrence. Ahora sólo necesita rodar una peli con David O. Russell :)

Fernando Hugo Rodrigo Blanco dijo...

Es una moda que no se apoya en los datos en el box office. Pero, claro, con el bombazo que ha sido "Los juegos del hambre", ningún estudio se quiere arriesgar a dejar pasar a la próxima "gran" franquicia. Yo no tengo claro que vayan a funcionar, aunque hay tiempo de comprobar si "Divergente" atrae o no a este público. Lo que sí es para un análisis de expertos es por qué esas masas que compran los libros (estoy pensando en "The Host", de la misma autora de "Amanecer") luego no van al cine. A lo mejor, también en USA el cine ya no forma parte de la rutina del "hang out" de los adolescentes. Quién sabe.

herb_b dijo...

Los juegos del hambre han sido una excepcion entre otros productos que claramente han demostrado que lo de crepusculo fue un fenomeno aislado, y esa excepcion se ha dado basicamente por que han tratado de hacer buenas peliculas, no solo un producto que por tocar unos temas concretos que se supone que conectan con cierto publico, ya dan por hecho que tiene que ser un exito. Todos los que han ido en ese plan sin preocuparse de lo demas, se han estrellado.