17 diciembre 2009

Los tres Walters

AVISO SPOILERS: Me veo en la obligación de avisar a los que no hayan visto el último episodio de "Fringe", "Grey matters", que igual en la siguiente entrada encuentran ciertos spoilers sobre unas cuantas cosas relativas a Walter Bishop. De nada.

No revelo nada que no sepáis cuando digo que Walter Bishop es uno de los mejores personajes de la parrilla actual en USAmerica. Gracias a la estupenda interpretación de John Noble, podemos ver tras el arquetipo del científico loco a una persona dañada y vulnerable, que intenta recuperar su mente después de 17 años de internamiento en un psiquiátrico y, al mismo tiempo, intenta también recuperar el cariño de ese hijo cuya muerte inició el camino de destrucción que se avecina. Un gesto muy humano, nacido del dolor, como fue abrir la puerta a la otra dimensión y traerse de vuelta al Peter de allí, abrió a la vez la posibilidad de una confrontación definitiva entre las dos realidades, más cuando, como sabemos por Newton, el nuevo villano, el otro universo no está en un estado de forma muy boyante.

En lo que llevamos de serie, habíamos visto dos lados de la personalidad de Walter; su lado frágil y desvalido (la personalidad quebrada en St. Claire's) y su lado genial de científico atrevido. En el último episodio que hemos visto hasta el próximo 7 de enero, asistimos al regreso desde el pasado de la tercera arista en la personalidad de Walter; el lado arrogante y tirano que le llevó a llevar sus experimentos con William Bell siempre un paso más allá. Que el doctor Bishop es la clave para gran parte de lo que está pasando no es ninguna sorpresa, pero las facciones de la otra dimensión no están tan claras. Fue Belly el que "extrajo" los recuerdos de Walter sobre la puerta y los escondió en otras personas y, en teoría, sólo él sabía dónde estaban. ¿Cómo consiguieron averiguarl los súpersoldados cambia-formas y su líder? ¿Estuvieron alguna vez del lado de Belly? ¿O el juego de éste es más oscuro de lo que parece?

Los últimos capítulos de este primer tramo de la segunda temporada han hecho que veamos cómo Walter, cuya locura pudo ser inducida por William Bell (y hasta le acabó haciendo un favor, porque realmente lo convirtió en una mejor persona), no sólo se esfuerza por volver a ser una persona más o menos normal, sino que se preocupa de verdad por sus tres compañeros de fatigas. Además de la relación obvia con Peter, sigue habiendo cosas muy interesantes sin expresar con Olivia (que se ha quedado en un plano un poco secundario tras el arranque de la temporada), y Walter tiene ahora una unión de confianza y respeto con Astrid no sólo mucho más divertida, sino que le confiere algo más de humanidad. Olivia "falló" la primera prueba que le puso Newton al elegir salvar a Walter en lugar de matarlo a él y eliminar la amenaza, y ahora Bishop debe "devolverle" el favor de alguna manera. Más le vale al 7 de enero darse prisa en llegar.
Publicar un comentario