11 noviembre 2008

El cuarto poder

No creo que los chicos de "Entertainment Weekly" se imaginaran la que se iba a montar con su portada sobre los problemas de "Héroes". Si hacemos caso de lo que se dice en este artículo de "The New York Times", fue el catalizador para que la NBC se decidiera a tomar cartas en el asunto y despidiera a Jeph Loeb y Jesse Alexander, dos de sus productores ejecutivos, e instara a Tim Kring a buscar una solución a una serie que no para de perder audiencia. Sin embargo, y creo que eso también se comenta en el artículo, "Héroes" es una de las series que más se graba y se ve en otro horario diferente (sí, Nielsen también contabiliza esos datos en EE.UU.), es una de las que mejor se vende en el exterior y, si yo no recuerdo mal, está entre las cinco primeras en visionados en Hulu y su web oficial. También se recuerda que los cambios que se puedan introducir en la serie se verán muy tarde, porque los guionistas se encontraban trabajando en el 20º capítulo cuando Loeb y Alexander fueron despedidos. Pero todo esto venía a cuento del aldabonazo que supuso ese reportaje de "Entertainment Weekly" para la NBC. ¿Realmente los críticos, y los fans, tienen tanto peso en las cadenas?

Los críticos pueden torrarnos recomendándonos hasta la saciedad "Friday Night Lights", por ejemplo, pero eso no le ha garantizado una audiencia que le permite vivir sin ahogos. Pueden poner a caer de un burro "Dos hombres y medio", pero no por eso la gente va a dejar de verla. Sí pueden conseguir que, de tanto repetirse siempre en los mismos temas, creen una sensación de hartazgo de ciertas cosas. Porque tenemos un poco mentalidad de rebaño, y en cuanto alguien empieza a aparecer en un medio, todos se lanzan a sacarlo también, no sea que vayan a ser los únicos sin hablar de esa next big thing. Ha pasado en Estados Unidos estas últimas semanas con Tina Fey, y está repitiéndose con el próximo estreno de "Crepúsculo"; pasó en España cuando "House" empezó a subir tanto en audiencia, que hubo alguna noche que llegó a superar, por poco, a "Los Serrano", y pasará el año que viene en cuanto la fecha de estreno de la quinta temporada de "Perdidos" se acerque (el día 21 de enero, por cierto).

P.D.: Me ha resultado curioso que, a cuenta de la supuesta sobrevaloración "Cómo conocí a vuestra madre" (nunca diré si lo está, lo siento. Ya ocupa un hueco en mi corazoncito teléfilo, y se lo perdono prácticamente todo), se sucedan los comentarios de que, como cada vez vemos más series, nos volvemos más exigentes. Tal vez. Lógicamente, debería ser así. Pero creo que a mí no me está pasando. De hecho, corro serio peligro de saturación teléfila, saturación que, por ejemplo, me ha dejado en el limbo "Último aviso", "Stargate Atlantis" y, lo que es peor, "Las chicas Gilmore". La curiosidad mató al gato.

Actualización (muy, muy tardía): Efectivamente, los ojos de ayer pertenecían a Mary McDonnell en "Passion fish", una película de 1992, dirigida por John Sayles, y en la que también se podía ver a Alfre Woodard y David Strathairn. McDonnell se llevó una merecida nominación al Oscar por este trabajo.
Publicar un comentario