28 marzo 2010

Tres series de casos

Si hacemos caso de los pilotos que están rodándose para que las cadenas elijan sus nuevas series de la temporada que viene, parece que los títulos "de casos" van a dominar el próximo otoño. Abogados y policías proliferan aún más y el procedimental va a regresar con toda su fuerza (más que esta temporada), y no se sabe si habrá algo interesante en medio de toda esa gente resolviendo extraños asesinatos y enigmas varios. Pero siempre suele destacar alguna serie que, por sus personajes, o el modo en que se tratan los casos o por cualquier otra cosa, se convierte en una opción sumamente entretenida y con algunos hallazgos dignos de series con mejor prensa. Estas tres no son estrenos de este año, pero son ejemplos de títulos de casos que justo tienen ese algo. No vamos a volver a hablar de "CSI" o "Bones" porque de ellas ya comentamos cosas muy a menudo (de la primera menos de lo que lo hacía antes), y "Life" ya la recomendé hace tiempo.

The Closer (TNT): En junio comenzará la sexta temporada de la que es la serie con más audiencia del cable estadounidense. Brenda Leigh Johnson es la reina del show como la muy eficiente, terca, manipuladora, insegura en su vida privada, con su encanto sureño y muy independiente jefa del grupo especial de homicidios de la policía de Los Ángeles, pero sus secundarios consiguen que ella no les eclipse, componiendo un reparto coral realmente divertido y muy bien conjuntado. Sus casos están entre los mejor hilados de los procedimentales estadounidenses, y Brenda es mucha Brenda.

Medium (CBS): La familia DuBois también va ya por su sexta temporada, la primera en su nuevo hogar de la CBS tras ser "cancelada" en la NBC. Ésta, en realidad, es un drama familiar con la fachada de un procedimental, pero los sueños que tiene Allison para iniciar los casos componen algunas de las imágenes más inquietantes de la parrilla actual. Pueden ser momentos aparentemente inocentes que, gracias a sus encuadres y la música que utilizan, se convierten en algo bastante desasosegante, y hasta han conseguido que unos monos de dibujos animados dén muy mala espina. Aparte, en las cuatro primeras temporadas tuvieron a un psicópata recurrente, el doctor Walker, realmente malvado.

In plain sight (USA): Mary y Marshall regresan con la tercera temporada el próximo miércoles, me imagino con las mismas conversaciones peculiares, y a veces bastante frikis, entre los dos. La relación entre estos dos marshalls del Servicio de Protección de Testigos es lo más divertido y lo mejor logrado de la serie, que consigue algunos capítulos muy interesantes cuando se centra en las dificultades de los testigos por dejar atrás su antigua vida. Además, la personalidad abrasiva, pero llena de claroscuros, de Mary deja casi siempre grandes momentos.

Música de la semana: Esta entrada sobre "Playa de China" me ha llevado a recordar las canciones que sonaban en aquella serie, y una de ellas era "We're gotta get out of this place", de The Animals.
Publicar un comentario