14 mayo 2010

A la contra en la isla

¿A quién pertenece una serie? ¿Es de los guionistas que la piensan y la escriben? ¿De la cadena que la emite? ¿De los espectadores que la siguen y la comentan? Todas estas preguntas surgen después de ver el exagerado volumen (por su cantidad, sobre todo) de las quejas y las críticas hacia "Across the sea", el antepenúltimo capítulo de "Perdidos". Algunas de ellas están fundamentadas y tienen su lógica, mientras otras (que he leído en un par de blogs estadounidenses) suenan más a pataleta aguafiestas tipo "como esto no va por donde yo quiero, es una mierda, pero sigo viéndolo para sentirme superior criticándolo". Me sorprende esta última actitud (que en "Tuned In" diseccionan mucho mejor que yo). Es muy cierto lo que dicen los directores de cine que, una vez se estrena la película, ésta ya no les pertenece y queda en manos de los espectadores que van a verla. En el caso de un episodio de una serie es un poco más difícil porque se emiten mientras la serie aún está en marcha, y su proceso es más orgánico y más vivo, sujeto a cambios y evoluciones con el correr de las temporadas.

Sin embargo, en última instancia, la serie es de sus creadores porque ellos son los que la escriben y deciden qué hacer con ella. ¿Que pueden hacer una basura desde nuestro punto de vista? Claro, pero eso tiene fácil solución: dejamos de verla y listo. Si yo todavía veo "Perdidos", por ejemplo, es porque le sigo encontrando algo. Si no, por mucho que estén en la última temporada y a tres capítulos del final, la habría abandonado si me gusta tan poco, que cada capítulo es un sufrimiento porque me parece un horror (y yo conozco gente que eso le pasó con "Galáctica" y la abandonó a pocos episodios del último). Reconozco que no están llevándola por dónde pensaba que iban a llevarla (aunque finalmente se ha confirmado que emplear nombres de filósofos naturales y sociales de la Ilustración no era casualidad), pero esta última temporada ni me parece una pérdida de tiempo ni creo que nos hayan tomado el pelo desde el principio. Sí nos han escamoteado información y, a última hora, nos han colado un "Roger Ackroyd" en toda regla, pero no me siento estafada ni engañada (a lo mejor debería hacérmelo mirar). Quizás porque no me va la vida teléfila en que me respondan a todas las cuestiones que llevan en el aire desde el principio. Es divertido teorizar e imaginar cuáles pueden ser, pero no es lo más trascendental para mí.

En esto igual yo soy la rara, porque los capítulos finales de las historias de intriga, sobre todo cuando ésta se ha extendido durante tanto tiempo como "Perdidos", siempre me parecen un bajón. Mientras el misterio se presenta y sobrevuela por ahí, estoy muy intrigada por cómo seguirá la historia y qué se sacarán de la manga para solucionarlo todo, pero en el momento en el que esa solución empieza a desvelarse, la magia se pierde inevitablemente (es la historia de Eros y Psique una y otra vez). Quizás por eso, mi libro favorito de "El Señor de los Anillos" es el primero, "La comunidad del anillo", en el que todo está aún por descubrir.

Ya sé que todo esto depende mucho de tu punto de vista, de la relación que hayas establecido con la serie desde el principio y yo que sé cuántas cosas más. Depende de la importancia que le hayas concedido y de las expectativas que tengas. Hace ya tiempo que yo opté por dejarme llevar y disfrutar del camino, sabiendo que "Perdidos" es una serie de interrogantes, y no de respuestas. Su mezcla de referencias literarias, de la cultura popular, mitológicas, místicas, filosóficas y psicológicas sólo se había visto antes en el cine, en "Matrix", que añadía además referencias informáticas, y con la que "Perdidos" comparte su querencia por los espejos y "Alicia en el País de las Maravillas". A esa trilogía se le hicieron las mismas críticas que se le hacen ahora a la serie (conste que las dos secuelas no me convencieron nada), y ésta atraviesa el mismo camino con los fans que atravesó "Galáctica" en sus últimos diez episodios. Pero como bien decían en esa serie (y se insinuó en el último episodio de "Perdidos"), todo esto ya ha pasado antes y volverá a pasar otra vez.
Publicar un comentario