12 noviembre 2010

Las razones para la cancelación

Desde anoche, uno de los temas que más conversaciones ha provocado en Twitter y en los blogs estadounidenses ha sido la cancelación, tras sólo una temporada, de "Rubicon". De algún modo, parece haber hecho saltar por los aires la concepción que se tenía de AMC, cadena que, con "Mad Men" y "Breaking Bad", disfruta de prestigio crítico y éxito en los premios, aunque sus audiencias sean bastante minoritarias, y que parecía que mantendría una temporada más una serie con un recibimiento crítico generalmente bueno, pero con una audiencia realmente abismal (0,2 en los demográficos sen sintomático de parada cardiorrespiratoria y muerte segura, hasta en el cable).

Sin embargo, todo tiene sus límites (y la cancelación de "Caprica" a cargo de Syfy los ha mostrado también). Cuando AMC comenzó a estrenar series de ficción propia, tal vez con las buenas críticas le habría bastado para renovar "Rubicon". Desde luego, con "Mad Men" no hicieron daño, pero esta serie contó a su favor con otra circunstancia que, por ejemplo, ha ayudado a que The CW siga renovando "Gossip Girl" a pesar de su baja audiencia, y es su salto a todas las revistas de tendencias, que se convierta en tema de conversación omnipresente aunque no la vea nadie. La visibilidad de "Rubicon" ha sido casi nula, aunque es cierto que su atmósfera más austera y fría y menos sexy y nostálgica que la de "Mad Men" ha sido una desventaja en ese aspecto.

En "Tuned In" apuntan, además, que la supervivencia de la serie ya era casi una quimera después de que "The Walking Dead" se estrenara superando los 5,5 millones de espectadores (y luego retuviera en el segundo episodio a 4,7 millones). ¿Para qué iban a necesitar una serie delicatessen y muy minoritaria como "Rubicon" frente a algo más masivo, y también adorado por la crítica, como "The Walking Dead"? Como dicen los yanquis, es un no brainer, no hay ninguna duda. Quizás en esa falta de atracción hacia el público contó la táctica de preestrenar el piloto en junio, tras el final de temporada de "Breaking Bad", pero guardarse el resto de la serie hasta agosto, y es muy probable que también influyera el tono más lento e intelectual de las tramas, que está reñido con la aceptación masiva. Hacía falta paciencia para dejarse llevar, y no todo el mundo está dispuesto a eso.

P.D.: Si alguno se pregunta si "Rubicon" merece la pena, la merece. Y no os preocupéis, que el final no es tan abierto como podría parecer. De hecho, queda bastante cerrado teniendo en cuenta las circunstancias.

9 comentarios:

Anónimo dijo...

una verdadera lastima la cancelacion, cierto que la serie tenia su handicap pero el elenco era maravilloso, si creo que la llegada de los zombies fue decisiva, pero me habia convensido a mi mismo de que habria segunda. Por cierto Gossip Girl sigue siendo la segunda serie mas vista en el target de la cadena dejando al resto muy atras.
saludos

Maldito Roedor dijo...

Personalmente creo que Rubicon es una de las mejores series de los últimos años, un homenaje a películas como Los tres días del cóndor, con el mérito de enganchar con un ritmo 'trepidantemente lento'. Si al estrenarla hubiesen dicho que sólo era una serie, no habría problema, porque es una historia que empieza y acaba (yo tampoco creo que tenga un final muy abierto como dicen en las web americanas). El problema es que engancha y, claro, a los que nos gustó, queríamos más, pero resultaría un poco surrealista que Will se viese inmerso en otra conspiración.

El Malvado Ming dijo...

Para mi gusto el final ha sido demasiado abierto, tenía la esperanza de que una renovación le hubiese dado sentido al personaje de la vecina. Voy a echar mucho de menos a todos los compañeros de Will pero sobre todo a Kale Ingram :(

Un telespectador más dijo...

Yo el tenía muchas ganas, y estaba reservandola para Navidad pero despues de ser cancelada ya no se qué hacer....me tira un poquillo para atrás...

Respecto al tema, sus audiencias eran muy pobres y como puntas no tenía repercusión alguna...es normal que la cancelen, y más viendo que son capaces de grandes audiencias como TWD está demostrando.

Saludos!

satrian dijo...

Completamente de acuerdo en que el final no es tan abierto, y que merece la pena verla.
Muchos factores han jugado en su contra está claro, tampoco creo que la campaña de publicidad haya sido lo suficientemente buena o de alcance, pero está claro que Mad Men tenía el atractivo de la moda y de varios actores que alcanzaron las portadas pronto, ese cierto glamour que la acompaña la ha ayudado mucho, el pelo de James Badge Dale me parece que no crea tendencia.
Lo mejor son las conversaciones sobre la serie que ha habido en twitter, muchas opiniones, eso me gusta.

Midas dijo...

La tenía en pendientes, pero viendo su cancelación... ¿De verdad es tan buena? He visto críticas bastante buenas, pero no sé por qué no me acaba de convencer... y por eso no me da pena que la cancelen.

freddyvoorhees dijo...

Lo que yo no sabía de Rubicon es que su creador dejó la serie tras el piloto (lo leí ayer en uno de los artículos sobre su cancelación) y creo que eso es otro punto que hizo mucho daño, porque si ya el ritmo lentísimo es un handicap para mucha gente... la sensación de ir un poco a la deriva que dio durante 2-3 episodios (a mí al menos me dejó esa sensación cuando lo vi sin entender muy bien a qué se debía) posteriores al piloto poco ayudaba a captar espectadores. Pero bueno, mejor no darle más vueltas :(

MacGuffin dijo...

Pues sí, su creador se marchó justo tras el piloto, y el nuevo showrunner necesitó tres o cuatro capítulos para reorientarla por donde él quería.

Y de verdad que que una serie cancelada no debería ser obstáculo para verla. Rubicon lleva su propio ritmo, y yo de verdad creo que merece la pena si os van los thrillers de los 70.

OsKar108 dijo...

A mi me pareció un bajón cuando me enteré ayer. Se veía venir, sí, pero eso no quita que tuviese esperanzas de ver más, porque la temporada me lo hizo pasar muy bien, y esperar con ganas poder verla el mismo día por la noche (acompañada de Dexter normalmente xD). Una verdadera pena.
Al que no la haya empezado, merece mucho la pena, de hecho el final es "continuable" pero queda bastante bien como final.

¡Saludos!